martes, 23 julio, 2024
InicioEconomíaSe desinfló el dólar blue y ahora el contado con liqui pasó...

Se desinfló el dólar blue y ahora el contado con liqui pasó a ser la cotización más cara del mercado

El informal cedió 40 pesos en un día y terminó en $ 720. El CCL cerró en $ 745.

El dólar blue volvió a retroceder este viernes y ya cedió 60 pesos desde el pico del miércoles pasado. En el último día de la semana el informal terminó en $ 720, cuarenta pesos por debajo del nivel del jueves. Con esto la brecha cambiaria, que esta semana había trepado al 122% ahora baja al 107%. 

La montaña rusa del informal había arrancado el día posterior a las PASO con un salto de ochenta pesos en pocas horas, a $ 685. Desde allí fue aumentando hasta rozar por pocos minutos los $ 800 el miércoles, en un mercado caracterizado por la escasez de oferta, con arbolitos y casa de cambio corridos ante la amenaza de mayores controles y la falta de certezas sobre el nivel que alcanzaría la corrida tras la devaluación del tipo de cambio oficial y la suba de la tasa de interés.

Sin compradores dispuestos a convalidar esos precios de pánico cercanos a los $ 800, el blue se fue desinflando y le cedió el primer puesto entre los dólares más caros al contado con liqui (CCL).

La vía que utilizan las empresas para dolarizarse subió 0,6% en la última rueda de la semana y terminó en $ 745,8, veinticinco pesos más caro que el blue.

Desde Portfolio Personal Inversiones (PPI) marcan queel actual valor del CCL se encuentra apenas 1,9% por debajo del pico de julio 2022 tras la renuncia de Martín Guzmán al ministerio de Economía y es 11,3% inferior al máximo histórico de octubre 2020, lo que equivaldría a $ 834 de hoy.

​​Desde PPI marcan que el CCL podría seguir subiendo. «Con la dinámica que tomaron los sucesos económicos, la incertidumbre electoral hasta al menos octubre y sin un plan de estabilización mediante (improbable hasta el cambio de mandato en diciembre), no resulta descabellado pensar que podrían alcanzarse estos niveles críticos», en referencia a lo que ocurrió en octubre del 2020.

Con esto el informal se ubica en un lugar intermedio entre el dólar MEP, que terminó la semana en $ 657, una baja de 0,3% y el CCL.

En lo que va de agosto, el MEP subió 29%, el CCL 35% y el blue 31%. El que menos trepó es el oficial. La devaluación del lunes que hizo aumentar la cotización 21,8% vino precedida por una escalada anterior a las PASO en que se había acelerado el ritmo diario de depreciación para acercarlo a una tasa mensual del 12%. Así el mayorista ya subió 27% en el mes, más del doble de la inflación estimada por lo privados, que rondaría entre el 12 y el 14% para agosto.

«Con el dólar oficial manteniéndose sin cambios en $ 350 tras la devaluación de este lunes, la brecha cambiaria con el CCL rebotó a 111,4% desde 87,4% el lunes, por lo que ya superó el 108,2% del viernes previo a los comicios. Una brecha semejante en apenas tres días después del salto discreto del oficial reaviva los temores de devaluación, pone en peligro la liquidación en el Mercado Unico y Libre de Cambios (MULC) de la oferta privada y exacerba las expectativas inflacionarias», señala PPI.

Suben las compras del Central

Tras el efecto de la devaluación y con las importaciones paralizadas, el Banco Central logró acumular compras a lo largo de la semana por $ 658 millones. Este viernes realizó la compra más baja de la semana, de tan solo US$ 11 millones.

De todos modos, esta acumulación de divisas no alcanzó para revertir la tendencia negativa de las reservas netas, que siguen mostrando un rojo en torno a los US$ 10.000 millones.

La expectativa oficial está en recomponer parcialmente las reservas a partir del desembolso que el Fondo Monetario debería hacer efectivo la semana que viene, tras el viaje del ministro Sergio Massa a Washington.

Sin embargo, la mayor parte de esos US$ 7.500 millones se utilizará para repagar deudas, por lo que en el mejor de los casos tan solo  US$ 1.000 millones podrían destinarse a reforzar las arcas del Central.

Más Noticias