“ese-pequeno-pelirrojo…”:-rod-stewart-no-conoce-a-ed-sheeranEspectáculos 

“Ese pequeño pelirrojo…”: Rod Stewart no conoce a Ed Sheeran

En un programa grabado para Apple Music, Rod Stewart aprovechó para hablar de su álbum número 31, The Tears of Hercules, pero también de su pasado, de las giras con los Faces y de lo que es ser un dinosaurio de 76 rockerísimos años compitiendo con Adele y Ed Sheeran.

Al principio, Stewart le contó a Apple Music sobre su primer intento de escribir canciones con el stone Ronnie Wood.

“Nunca puse la pluma en el papel mientras estaba con todas las bandas con las que estaba hasta que me uní al Jeff Beck Group. Y luego Jeff dijo que deberíamos empezar a escribir nuestras propias canciones para uno de sus dos álbumes. Creo que fue el segundo. Jeff dijo: ‘Chicos, ¿pueden empezar a escribir canciones?” Dije: ‘Está bien, lo intentaremos…’

Jake Longstreth, el entrevistador estrella de la radio por internet estadounidense, lo fue paseando de acá para allá y quiso saber qué le diría Rod Stewart a sí mismo, pero específicamente al Rod de 35 años. “Mmm, no tengo quejas. Pero le diría “tené cuidado en quién confiar. Estate atento a las monedas de un centavo. Las libras se cuidan solas. Mantené los ojos bien abiertos en los centavos”.

Rod Stewart sigue cantando y dice que disfruta mucho de entrar al estudio de grabación. Fotos Martín Bonetto

Y a la pregunta de qué se siente al competir con Adele y Ed Sheeran, el viejo lobo de mar respondió que efectivamente eso es algo que está en sus cabeza.

¿Que cómo se llama?

“Lo pienso y creo que todavía estoy aquí y espero tener un álbum entre los cinco primeros el día de mañana. Esperaba que fuera el número uno, pero no puedo competir con… Ay, no puedo hablar de eso en Inglaterra. Digo, no puedo competir con Adele y ABBA y, por supuesto, tampoco con ese pequeño pelirrojo“.

Jake Longstreth: ¿Ed Sheeran?

Rod Stewart: ¿Cómo se llama?

Jake Longstreth: Ed Sheeran.

Y Stewart, fingiendo demencia y con cara de ¡mirá vos!, continuó: “Ed Sheeran se llama el pequeño pelirrojo. Ajá, bueno, no puedo competir con ellos. ABBA no había lanzado un álbum durante 40 años, pero ahí están otra vez.”

Entonces, retomó la sobriedad: “Nunca hubiera soñado en un millón de años que todavía estaría grabando y lo que es más importante, disfrutándolo tanto como lo hago. Me encanta subir al escenario. Soy un fanfarrón natural. Siempre lo fui antes de cantar. Me encanta expresarme con ropa y humor, y ahora puedo hacerlo con mi voz, que el buen Dios me ha dado”.

El fútbol, la otra gran pasión de Rod Stewart, que supo transmitir a sus hijos. Foto REUTERS/Eliseo Fernandez

Tiempo de cuidarse

Respecto del cuidado de la voz, amplió la trastienda hasta niveles inauditos: “Me cuido como un atleta. A medida que uno envejece, se debe estar demasiado atento. Solo hay un par de músculos que se golpean juntos en la garganta”.

Y explicó en detalle: “Tenés que saber cuidarlos, sobre todo si es tu medio de vida. Debés calentar durante una hora en vez de calentar la voz durante 15 minutos. Además, ya no puedo quedarme hasta tarde en clubes ruidosos. Y todo esto por ser mayor“.

Realmente es como ser un atleta. Incluso cuando lo hago, cuando hago diez conciertos en Las Vegas, por ejemplo, es necesario demasiada puesta en escena para llevarlo a cabo. Es como el fútbol. No se trata simplemente de salir y jugar. Ya no. Es necesario el entrenamiento. Ganaste, pero no podés simplemente entrar al campo y empezar a jugar porque ahora uno es una entidad completamente diferente”.

El disco número 30

The Tears of Hercules es el trigésimo primer álbum de estudio de Rod Stewart. Son nueve canciones originales escritas por él, y versiones de Marc Jordan (The Tears of Hercules), Soul Brother Six (Some Kind of Wonderful) y Johnny Cash (These are my people).

Una suerte de ensayo musical próximo al corazón del viejo y querido Rod, especialmente en la canción Touchline, dedicada a su padre, un hombre que le enseñó a él y a sus hermanos a amar el fútbol, tradición que el repitió con sus hijos.

E.S.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados