a-alberto-fernandez-solo-le-quedo-cristina-kirchnerPolítica 

A Alberto Fernández sólo le quedó Cristina Kirchner

En las PASO del 2017, cuando Cristina Kirchner compitió para senadora, obtuvo 3.2 millones de votos. Esta vez, el recuento provisorio está arrojando alrededor de 2.7 millones de votos para el Frente de Todos en la provincia de Buenos Aires. Es decir 500 mil votantes menos, pero con una diferencia sustancial: en aquel entonces, la vicepresidenta competía sola y ahora el peronismo, en teoría, está unido.

La matemática electoral se vuelve relevante al día siguiente de la elección porque dispara preguntas que permiten sacar conclusiones sobre dónde está parado el Gobierno y la oposición. ¿De quiénes son los votos?

Si se hace una lectura lineal y se toma como referencia el 2017, se podría inferir que todos los votos de este año corresponden al electorado de Cristina Kirchner. Esta cuenta se ve más clara si se desglosan las PASO del 2019, cuando Sergio Massa se sumó a la coalición, aportando sus 15 puntos que había obtenido en 2017 cuando compitió contra Cristina. En 2019, el Frente de Todos obtuvo 52%: los 34 de CFK, los 15 de Massa y los 3 puntos extra que sumaba la expectativa que había generado Alberto Fernández como el moderado que seducía al círculo rojo. De aquella fiesta del 2019 solo quedó el núcleo duro de la vicepresidenta. Massa ni siquiera pudo aportar su distrito, Tigre, donde el Frente de Todos perdió por seis puntos. Allí se impuso el actor Segundo Cernadas, célebre a principios de los 2000 por haber co protagonizado la telenovela “Yago, Pasión Morena”.

La Cámpora tampoco fue la excepción en esta elección. Esto se debió a dos factores, el primero fue la merma en la participación electoral. Este año el número de electores fue el más bajo desde que se inauguraron las PASO. En años anteriores el porcentaje de asistentes rondaba el 76% y 79%, mientras que esta vez fueron a votar apenas el 68% de los empadronados. El segundo factor es que La Cámpora tuvo resultados magros en algunos distritos como Quilmes, donde gobierna Mayra Mendoza. Allí el oficialismo perdió por 7 puntos. En Mercedes, el ministro del Interior Eduardo “Wado” De Pedro, y los hermanos Ustarroz, no pudieron garantizar el triunfo en esa localidad bonaerense, donde perdieron por 20 puntos: 49 a 39.

Con estos números sobre la mesa, ¿cómo se reorganizará la coalición de Gobierno? En términos macristas, ¿Cristina, como accionista mayoritaria, hará pesar más su posición de controladora?

Alberto, de cara a 2023 pareciera haber vuelto a los orígenes: está, otra vez, en las manos de Cristina.

También te puede interesar

Galería de imágenes

Articulos relacionados