camara-frontal-oculta-bajo-la-pantalla:-asi-funciona-la-nueva-tecnologia-de-oppo-para-sacar-selfiesTecnología 

Cámara frontal oculta bajo la pantalla: así funciona la nueva tecnología de Oppo para sacar selfies

El fabricante chino Oppo de celulares anunció la nueva generación de su tecnología de cámara bajo la pantalla, en la que utilizó el nuevo hardware y algoritmos de inteligencia artificial para mejorar la visualización y solucionar problemas como la imagen borrosa o el deslumbramiento.

La compañía explicó este miércoles en un comunicado que lograron resolver diversos problemas técnicos que presenta esta tecnología, especialmente los relacionados con la calidad de visualización en la parte de la pantalla bajo la que se encuentra la cámara frontal.

Para la nueva generación, Oppo combina la “innovación en hardware” con algoritmos de inteligencia artificial propios para mantener la calidad de la pantalla y de la imagen de la cámara. Esto se traduce en un nuevo diseño el cableado, fabricado con materiales transparentes y con un ancho un 50 por ciento menor que en la anterior solución.

La compañía también redujo el tamaño de los píxeles manteniendo la cantidad de los mismos, para ofrecer una calidad de 400 ppi, también en el área donde se ubica la cámara.


Oppo asegura haber mejorado varios problemas de usabilidad de su cámara por debajo de la pantalla.

Y modificó también el circuito de píxel con una tecnología propia que controla 1 píxel por cada píxel en lugar de dos como el estándar de la industria, que complementa con un algoritmo para el control del color, el brillo y la precisión.

El circuito de píxel 1 a 1 y el algoritmo de optimización proporcionan una compensación de visualización en el área de la cámara debajo de la pantalla, lo que mejora la vida útil de la pantalla hasta en un 50 por ciento, según reveló la compañía.

La cámara también cuenta con nuevos algoritmos que reducen la aparición de problemas propios de esta tecnología bajo la pantalla, como la imagen borrosa y el deslumbramiento, para ofrecer capturas más nítidas y naturales.

Nueva tecnología de carga 

Por otro lado, Oppo presentó a fines de julio la nueva generación de su sistema de carga rápida VOOC Flash Charge, a la que dotó de cinco niveles protección para mejorar la seguridad, carga inteligente para reducir el desgaste de la batería y la solución de carga de temperatura ultra baja para entornos muy fríos.

La nueva tecnología Flash Charge incorpora un sistema quíntuple de protección para mejorar la seguridad, fruto de la investigación de Oppo en la utilización nuevos materiales, algoritmos de inteligencia artificial, arquitecturas de carga y otros factores.

Este sistema consta de un fusible con menor impedancia, que puede fundirse inmediatamente en caso de una sobrecarga de corriente eléctrica u otra anomalía, aislando la batería del suministro eléctrico.


VOOC Flash Charge, la tecnología de carga oficial de Oppo.

También incorpora por primera vez interruptores de nitruro de galio (GaN). La compañía explica en un comunicado que estos interruptores pueden lograr la misma funcionalidad que los interruptores MOSFET de silicio tradicionales utilizando un área más pequeña, al tiempo que su funcionamiento de baja resistencia y alto voltaje ayuda a reducir la generación de calor, mejorando la eficiencia de carga y la calidad y duración del producto.

Un diseño de batería de dos celdas en serie permite que se emita la misma energía mientras se reduce la corriente eléctrica y se reduce la generación de calor. Esto genera un aumento de al menos un 5 por ciento en la capacidad de la batería, según detalla Oppo.

La solución de carga rápida también incorpora un chip de detección de seguridad de la batería, con algoritmos de inteligencia artificial integrados, que es capaz de detectar si las baterías han sufrido daños externos al reconocer caídas de voltaje en tiempo real -en este caso, advertirá al usuario y pondrá en marcha medidas de seguridad adicionales para evitar más problemas-.

Incluye, además, un colector de corriente compuesto intercalado entre dos capas de aluminio en vez del diseño típico de solo aluminio, habitual en las baterías convencionales. Esta estructura de “sándwich” está recubierta con un material protector adicional para formar la estructura compuesta por cinco capas, lo que mejora la seguridad de la batería protegiéndola de cortocircuitos causados por situaciones externas.

SL

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados