Gregory Hopkins & The Harlem Jubilee Singers visitaron la Villa 31 y brindaron un emotivo showEspectáculos 

Gregory Hopkins & The Harlem Jubilee Singers visitaron la Villa 31 y brindaron un emotivo show

En el marco de su visita a la Argentina, y antes de su show el próximo 16 de mayo en el Teatro Gran Rex, el reconocido director Gregory Hopkins and The Harlem Jubilee Singers recorrieron en la tarde del Sábado las instalaciones de la Villa 31, en la Ciudad de Buenos Aires.

Gregory Hopkins & The Harlem Jubilee Singers visitaron la Villa 31.

Newsletters Clarín

En primera fila del rock | Te acercamos historias de artistas y canciones que tenés que conocer.

Todos los jueves.

Recibir newsletter

Durante la emocionante jornada, los músicos y referentes del Gospel mundial compartieron su arte al brindar un emotivo concierto para los residentes del barrio. Pero también realizaron un paseo junto a toda la comunidad que se acercó, muchos curiosos, por la aparición de semejantes músicos.

Siempre involucrados con las acciones culturales, Gregory Hopkins y su coro brindaron un íntimo show para los presentes, quienes se sorprendieron y disfrutaron de algunas de las mejores voces del Gospel mundial.

Gregory Hopkins & The Harlem Jubilee Singers visitaron la Villa 31.

Desde Nueva York, Hopkins regresa a Buenos Aires después de seis años para presentarse junto a The Harlem Jubilee Singers, este coro compuesto por 14 cantantes afroamericanos que, juntos, recorrieron el mundo haciendo conciertos que combinan la música vocal afroamericana con música clásica y popular.

En esta nueva presentación, Hopkins combina los tradicionales Negro Spirituals en arreglos polifónicos y las célebres canciones gospel. Ambos géneros se cantan regularmente en los servicios dominicales de las iglesias negras en Harlem, Nueva York y el resto de los Estados Unidos. 

El propósito de este espectáculo es presentar a Harlem tal como fue desde la llegada de la población negra desde el sur en los albores del siglo XX, una meca cultural de extraordinaria dinámica, y el lugar de encuentro donde interactuaban y se influían mutuamente músicos de formación clásica europea y sus colegas negros de repertorios y tradición esencialmente vernáculos, dando lugar a una música harlemita, de identidad fuertemente afro-norteamericana que combina ingredientes populares y clásicos. De estos encuentros surge y se nutre también el Jazz y óperas como Porgy and Bess, de Gershwin.

JB

Articulos relacionados