Novachem: el uso de plantas para vender cosmética al mundoEconomía 

Novachem: el uso de plantas para vender cosmética al mundo

Novachem es una empresa local con presencia en la industria cosmética global: se enfoca en la investigación y el desarrollo de principios activos de origen natural, con funciones diferenciales. Tiene su sede en la bonaerense Béccar y terceriza su producción en fábricas ubicadas en Del Viso y Burzaco, mientras construyen su propia fábrica. La empresa fue finalista de los Premios PYME, en la categoría PYME Innovadora.

Los premios son una iniciativa conjunta de Clarín y Banco Galicia, que tienen como objetivo reconocer y distinguir a micro, pequeñas y medianas empresas por su contribución en el desarrollo económico y social de la Argentina. En su tercera edición fueron premiadas tres categorías: PYME Innovadora, Familiar y PYME de Alto Impacto Social y/o Ambiental. En esta edición se presentaron 300 empresas. Novachem fue una de las nueve finalistas.

La empresa nació en 2007, cuando Damaris Reynoso y Diego Ini decidieron armar un laboratorio. “Yo venía de otra compañía, y junto a otros socios, le propuse a Damaris, que es ingeniera química, armar un proyecto en común. Y ella propuso la idea de empezar a producir reactivos basados en plantas autóctonas”, cuenta Ini.

Hoy Novachem se dedica a la investigación y desarrollo de principios activos de origen natural para la industria cosmética, con un equipo multidisciplinario que incluye botánicos, farmacéuticos, e ingenieros químicos. Emplean a nueve personas y exportan a más de veinte países. Ini señala que parte del valor agregado para poder exportar es la inversión, desde el inicio mismo de la empresa, en conocimiento, preparación y la participación en ferias en el exterior. En la actualidad, tienen una facturación de 240.000 dólares mensuales.

“La primera materia elaborada fue orientada al cuidado del cabello. Y eso se conjugó con un antiguo sueño que yo tenía, me había dedicado a vender cosas importadas, y sentía el deseo de producir algo. Quería ser más industrial que comerciante”, cuenta Ini.

El empresario cuenta que hicieron uso del conocimiento que le dio haber representado previamente (cuando él era accionista de una importadora donde Damaris era empleada) a las principales compañías de cosméticos de todo el mundo. “Ya habíamos aprendido sus características y cómo promocionarlos, porque el tipo de productos que hoy producimos necesita de toda una explicación técnica, no es un producto commoditie. Nosotros hacemos los principios activos, no producto terminado”, agrega.

“Antes todo era importado. Era necesario hacer algo en la Argentina y se nos ocurrió desarrollar activos con componentes vegetales que tuvieran una finalidad concreta en cosmética”, agrega Reynoso y enumera: comercializan 22 principios activos y tiene cuatro líneas cosméticas.

Reynoso e Ini, en el laboratorio de Novachem. Foto: Marcelo Carroll

Si bien hoy tercerizan la producción desde fábricas ubicadas en Burzaco y Del Viso, Ini cuenta que están terminando de construir su propia planta, en General Rodríguez, para unificar la producción.“Para empezar con Novachem tuvimos que entender que no teníamos que hacer solamente un producto que fuera de buena calidad, necesitábamos darle un sustento científico”, dice. “Hicimos un aprendizaje profundo, para saber qué tipo de testeo eran necesarios para poder comprobar la eficacia de estos productos, y esto es una características que creo que nos distinguió de la competencia”, agrega.

“Hoy tenemos una línea muy completa de productos, y exportamos todos. En especial, aquellos que tienen un valor agregado”, asegura Ini, quien agrega que Novachem trabaja en conjunto con el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) y con la Universidad de Rosario, con la Universidad de Tucumán, y con el CONICET.

“Lo importante es el conocimiento que tenemos, más que el costo de las plantas, de los solventes, y nosotros al conjugar las diferentes ramas de la biotecnología y la química pudimos lograr productos de igual calidad que los que hay en el exterior, con las mismas certificaciones pero con precios competitivos”, remarca el empresario.

Reynoso dice que una vez que se muden a General Rodríguez, van a inaugurar la sección de Biotecnología. “Estamos trabajando en un proyecto que se llama Bosque Acuático para lo que es cultivo de microalgas”, adelanta.

Articulos relacionados

Leave a Comment